Aplicaciones Inner Game

Aplicaciones Inner Game en el trabajo

Llamamos Aplicaciones de The Inner Game (El Juego Interior) a las resultantes de la aplicación práctica de los principios básicos del Juego Interior a una actividad o a un puesto de trabajo concreto.

Principios básicos del Juego Interior

La fórmula básica que resume la esencia del Juego Interior es la siguiente:

rendimiento-InnerGameenelTrabajo

Los principios básicos a aplicar en el trabajo quedan integrados en estos dos triángulos:

rendimirnto-2_InnerGameenelTrabajoLa mejora sostenible del rendimiento se produce cuando mejoramos el equilibrio entre los tres elementos del triángulo. No se puede mejorar el rendimiento sin mejorar el aprendizaje y el disfrute del trabajador.

La mejora del aprendizaje se produce cuando ponemos nuestra conciencia y nuestro foco de observación en variables críticas externas e internas, hacemos una elección consciente y confiamos en nuestros recursos internos para conseguirlo, a la vez que reducimos cualquier auto interferencia.

Esta simple metodología (aunque no sencilla de llevar  cabo) puede ser practicada en cualquier actividad humana y ha demostrado, durante más de 40 años de experiencia, un incremento de la calidad del rendimiento (actuación y resultados), una mejora relevante del aprendizaje personal y del crecimiento profesional y una mayor experiencia de disfrute y satisfacción en el trabajo.

Una vez que los fundamentos del Juego Interior son entendidos, la experiencia se convierte en el principal maestro a través de la observación directa y la reflexión sobre nuestra experiencia vital, tanto en el trabajo como fuera del trabajo. El participante se matricula en la “universidad de la vida” y, de manera natural, evoluciona y disfruta de su interacción con la vida y sus actividades.

¿Qué es el trabajo?

El trabajo es una actividad que tradicionalmente se define sin incluir al trabajador. Es decir, el trabajador queda prácticamente excluido de la definición de trabajo. Con la aplicación de los principios del Juego Interior, el trabajador pasa a ocupar un lugar central en la definición del trabajo.

En nuestra definición, el trabajo no es únicamente una actividad para conseguir unos resultados externos, sino que además, durante el trabajo, la persona puede conseguir valiosos beneficios en la calidad de su experiencia (disfrute y satisfacción) así como en su aprendizaje y evolución, tanto a nivel personal como profesional.

Añadimos así una nueva dimensión desconocida que podríamos llamar los resultados del trabajo en el trabajador.

Resulta crítico que el trabajador vea esta oportunidad, tome responsabilidad personal en esos resultados personales y continúe desarrollando su metodología del Juego Interior para la consecución de resultados cada vez mejores tanto a nivel individual como de equipo.